A fines del año pasado, el Congreso de la Unión de México realizó adecuaciones a la Ley del Impuesto Agregado (LIVA) donde establece la obligatoriedad de las plataformas digitales de retener el impuesto causado por la prestación de servicios digitales aplicados en el país.

Y tal como ha ocurrido en la mayoría de los países, el razonamiento de las autoridades de gobierno, donde México no es la excepción, es poner un “terreno parejo” para las empresas nacionales que sí deben pagar el 16% del IVA y que se sentían en desventaja ante estas compañías de servicio digitales. Ese es el argumento principal que lleva a establecer el impuesto digital del IVA e ISR.

impuesto digital en México

La medida, que afecta a empresas tecnológicas como Amazon, Uber y Netflix, otorgó a los servicios afectos al impuesto un período de transición que les permitiera prepararse para cumplir con las disposiciones legales.

Una de las obligaciones establecidas por la autoridad tributaria para los prestadores de servicios digitales en el país con residencia en el extranjero – sin domicilio fiscal en México – es la de emitir comprobantes de las retenciones efectuadas, que si bien no son CFDI, podrán ser utilizados para los efectos fiscales en los casos que proceda.

En conformidad con la Regla 12.1.4. de la Resolución Miscelánea Fiscal (RMF), aprobada el 28 de diciembre del año pasado para el ejercicio fiscal 2020, las empresas afectas deberán emitir y enviar en forma electrónica – en formato PDF – el comprobante de acuerdo a las regulaciones aplicables en el territorio donde residan, mediante el cual se ampare el pago de las contraprestaciones con el traslado del IVA expresamente y por separado.

Según lo señalado por el Servicio de Administración Tributaria de México “este impuesto ya se causaba y, por tanto, su obligación de pago ya existía en la Ley del IVA (Art. 24, fracción V LIVA). Y Es importante mencionar que la posibilidad de que los servicios digitales aumenten de precio no está relacionada con un nuevo tributo”.

En México, como en otros países, los productos y servicios gravados con IVA y que se relacionan con la actividad laboral del contribuyente, pueden ser deducidos. Por lo tanto, el 16% de IVA que cobrarán las empresas tecnológicas a partir del 1 de junio se vuelve sujeto de ser deducido, en los casos que se cumpla con la condición detallada.

El IVA no es el único

Plataformas de Transporte

En el caso de las empresas que se dedican al transporte terrestre, como Uber, tendrán que comenzar a hacer retenciones a sus conductores del Impuesto Sobre la Renta (ISR), que oscilan entre el 2% y el 8% en el caso de los servicios de transporte terrestre y envío de bienes de acuerdo a las ganancias obtenidas.

  • Ganancias de hasta 5.500 pesos: 2%
  • Ganancias de hasta 15.000 pesos: 3%
  • Ganancias de hasta 21.000 pesos: 4%
  • Ganancias de más de 21.000 pesos: 8%

Plataformas de hospedaje

Para los servicios de hospedaje como AirBnB las retenciones fluctúan entre el 2% y el 10% de acuerdo los ingresos del usuario que anuncia en la plataforma.

  • Ganancias de hasta 5.000 pesos: 2%
  • Ganancias de hasta 15.000 pesos: 3%
  • Ganancias de hasta 35.000 pesos: 5%
  • Ganancias de más de 35.000 pesos: 10%

Plataformas de comercio electrónico

El e-commerce de empresas como Amazon y Mercado Libre también realizan retenciones sobre el monto total de la transacción y no por sobre la ganancia del vendedor que comercializa a través de este tipo de plataformas de comercio electrónico, que van del 0,4% hasta el 5,4% según ingresos.

  • Ganancias de hasta 1.500 pesos: 0,4%
  • Ganancias de hasta 5.000 pesos: 0,5%
  • Ganancias de hasta 10.000 pesos: 0,9%
  • Ganancias de hasta 25.000 pesos: 1,1%
  • Ganancias de hasta 100.000 pesos: 2%
  • Ganancias de más de 1000.000 pesos: 5,4%

Debido a que el ISR es un impuesto sobre las ganancias y no sobre la transacción como el IVA y que la retención se hará en forma automática, los vendedores verán disminuido su flujo de caja y deberán presentar más solicitudes para devoluciones de ISR al SAT.


Publicado el 09-2020 por Englobally Latinoamérica